Grandes Descubrimientos Científicos Gracias a Errores o Accidentes

Rayos X Grandes Descubrimientos Científicos Gracias a Errores o Accidentes

Dos buenos sites en internet: HowStuffWorks.com y Erroreshistoricos.com, realizaron hace poco una recopilación de los grandes descubrimientos científicos basados en errores o accidentes, los cuales han sido considerados como verdades proezas históricas en beneficio de la humanidad.

A continuación la lista:

- Viagra: Los hombres que reciben tratamiento contra la disfunción eréctil deberían saludar a los trabajadores de Merthyr Tydfil, la villa galesa donde en 1992, durante unas pruebas efectuadas con una nueva droga contra la angina de pecho, surgieron los efectos secundarios que desafiaban la gravedad.

- Rayos-X: Varios científicos del siglo XIX habían jugado con los penetrantes rayos que se emiten cuando los electrones golpean un objetivo metálico. Pero los rayos-x no fueron descubiertos hasta 1895, cuando el intelectual alemán Wilhelm Röntgen realiza experimentos con los tubos de Hittorff-Crookes y la bobina de Ruhmkorff, analizaba los rayos catódicos, para evitar la fluorescencia violeta, que producían los rayos catódicos en las paredes de un vidrio del tubo.

- Penicilina: El científico escocés Alexander Fleming investigaba la gripe en 1928 cuando se dio cuenta de que un moho azul-verdoso había infectado una de sus placas Petri, y había matado a la bacteria staphylococcus que cultivaba en él.

- Endulzante artificial: Tres falsos-azúcares han llegado a los labios humanos solo porque los científicos olvidaron lavarse las manos. El ciclamato (1937) y el aspartamo (1965) son subproductos de la investigación médica, y la sacarina (1879) apareció durante un proyecto con derivados de la brea de carbón.

- Hornos microondas: Los emisores de microondas para calentar alimentos llegó en 1946, después de que un magnetrón derritiese una barra de caramelo que llevaba en el bolsillo Percy Spencer, ingeniero de la empresa Raytheon.

- Caucho vulcanizado: El caucho se pudre de mala manera y huele peor, a no ser que se vulcanice. Charles Goodyear lo redescubrió en 1839 cuando se le cayó accidentalmente un compuesto a base de caucho y azufre sobre una estufa caliente.

Fuente: tecnoandweb.blogspot.com

pixel Grandes Descubrimientos Científicos Gracias a Errores o Accidentes

DEJE SU COMENTARIO

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>